Si eres estudiante es más que seguro que debes de realizar tus llamadas “prácticas profesionales” y con esto se refieren a que debes de trabajar en una empresa para tomar experiencia y así, al salir de la carrera, tengas las bases para poder trabajar donde sea, o al menos eso te dicen.

Con el tiempo encima empecé a buscar un lugar donde cubrir mis prácticas y por suerte tuve la ayuda de la bolsa de trabajo de mi escuela, aunque no muy buena, para encontrar mi primer trabajo.

Estas prácticas fueron algo muy decepcionante, ya que no cumplieron nada de lo que me prometieron al principio y, claro era de esperarse, un practicante no tiene contrato, entonces no se tiene ningún compromiso más que verbal con él. El pago era miserable, y aunque el trabajo no era pesado no hizo nada para ayudarme a tomar experiencia en mi carrera.

Cuando alguien toma este tipo de prácticas no solo es deprimente para el estudiante sino que algunos se pueden acostumbrar a esto y la verdad el punto no es ese. Cuando un estudiante toma sus prácticas profesionales lo hace por dos razones.

–          Como una manera de subir el primer escalón en la búsqueda de un buen trabajo.

–          Por la exigencia de sus universidades de cumplir ciertas horas.

Cualquiera que sea la razón la experiencia recibida no tiene comparación, pero si el trabajo es solo para contestar un teléfono o para llevar las copias a todos los departamentos de la oficina no obtendrás mucha experiencia.

Un practicante debe de ser proactivo, es decir, mucha de la experiencia que va a recibir no va a ser por las actividades que desarrolle sino que debe de indagar en los diferentes departamentos de la empresa cualquier cosa que pueda aprender ya que, en algún momento, esa información será de gran utilidad.

También es bueno mencionar que no muchas empresas tienen ese sentido de ayuda hacia los estudiantes y lo único que hacen al contratar practicantes es tener mano de obra barata, esta injusticia afecta mucho al estudiante porque no aprende nada que no sepa hacer y simplemente está desperdiciando tiempo que podría usar para encontrar alguna buena empresa para que mutuamente se ayuden y que tal vez en un futuro se pueda quedar ahí como trabajador de planta.

En resumen si vas a empezar tus prácticas profesionales ten en cuenta estos puntos.

–          Mientras más temprano en tu carrera las empiezas es mejor.

–          Encuentra una empresa que te guste.

–          Al momento de la entrevista no dudes en preguntar cualquier cosa.

–          La oferta debe de ser atractiva para ti, recuerda que son tus prácticas en donde TÚ practicarás tus conocimientos aprendidos

AUTOR

Fernando Franco Ortega

Estudiante de Marketing y apasionado del fútbol. Encuentro más pasión en un partido del Chelsea que la historia de un buen libro pero al final lo dos te dejan deseando más. Me gusta transmitir lo que sé a los que lo requieran y vivo bajo la filosofía de “Hoy por ti y mañana por mí”. Ayudar a los demás es mi prioridad y la mercadotecnia es solo un escalón para conseguir mis propósitos.

Soy el más chico de 4 hermanos y al igual que ellos busqué mi propio camino en una gran ciudad. Creo haber encontrado la ruta indicada pero me falta mucho para mi destino.

Cuenta de Twitter: @Fernandofo

Imagen cortesía de iStock