De una cosa estoy seguro. Las buenas ideas no avisan. Aparecen en cualquier momento y situación y hay que aprovecharlas…