• Solo el 54.5% de los encuestados afirma que han tomado vacaciones durante el último año.
  • Casi la mitad de los encuestados (48.5%) solo reciben los 6 días requeridos por ley
  • La falta de vacaciones incide en rotación de los trabajadores de nuestro país
  • Perder y reemplazar a un colaborador cuesta 400% de su salario mensual

Worky, startup 100% mexicana cuya plataforma concentra en la nube todas las funciones de RH, da a conocer los resultados de una encuesta realizada a más de 100 empresas mexicanas en toda la república mexicana. Se comparte el resultado de la encuesta en plena época de vacaciones para dar a conocer la importancia que tiene esta prestación laboral no solo para los colaboradores sino para las empresas mismas.

En la encuesta realizada por Worky solo 54.5% de los encuestados afirmaron haber tomado vacaciones durante este año, a la vez que 46% ni siquiera había gozado de esta prestación. También se reveló que casi la mitad (48.5%) de los encuestados dicen recibir solamente los 6 días vacacionales requeridos por ley de parte de sus empleadores, mientras que un tercio (33%) ofrece entre 7 y 10 días de vacaciones.

Contrario a lo que se podría suponer, solo el 18.8% pide sus vacaciones en verano. El 25% lo hace en la temporada navideña, los demás participantes aprovechan otras temporadas.

Al respecto, podemos destacar que mientras que en la ley mexicana un trabajador tiene seis días de vacaciones pagadas por el primer año, otros países cuentan con muchos más. En los países del viejo continente los trabajadores tienen al menos 22 días de vacaciones desde su primer año. En nuestra región latinoamericana los trabajadores en Brasil gozan de 24 días, Argentina de 12 días, Colombia 15 días de vacaciones desde el primer año de trabajo, incluso los norteamericanos cuentan con 10 días vacacionales por ley.

El tiempo de vacaciones es tan importante, que las empresas deberían exigir (o al menos sugerir encarecidamente) a los empleados que hagan uso de esta prestación, afirma Maya Dadoo, CEO y fundadora de Worky. El descanso vacacional trae beneficios inmediatos para la empresa, y sin duda es bueno para la salud física y mental de sus colaboradores. Las vacaciones no son un lujo, son una necesidad.

Pero ¿cuál es el precio de no tomar vacaciones?

Según un estudio publicado por la Asociación Mexicana en Dirección de Recursos Humanos (AMEDIRH), la fatiga por estrés laboral de tu equipo puede costarte el equivalente a un 5%1 de la nómina de tu organización. Además, naturalmente, un colaborador exhausto puede cometer errores por agotamiento en su día a día. De acuerdo con un estudio reciente, laborar 55 horas a la semana o más disminuye las funciones cognitivas de los colaboradores, afectando desde su vocabulario hasta su razonamiento lógico.

En nuestro país la falta de vacaciones genera estragos significativos. Incluso antes de la pandemia, en 2019, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) reportó que el 75% de la fuerza laboral padecía fatiga por estrés laboral, podemos decir que este es un síntoma alarmante.

La falta de descanso laboral, eventualmente cobra una factura ya sea en productividad, ausentismo, siniestralidad o rotación. La fatiga extrema en tus colaboradores, incluso los más eficientes, motivados y talentosos, aquellos que tienen bien puesta la camiseta, pueden irse de tu organización si otra empresa ofrece más días vacacionales, afirma Sophia Brizuela, Head of People de Worky. Automatizar el proceso de solicitud y control, ayuda a asegurar que las políticas de vacaciones sean claras y democráticas. Al igual que otros procesos de RRHH digitalizar las solicitudes y aprobaciones genera un ahorro de tiempo no solo para profesionales de RRHH, sino también para los directivos y sus equipos.

“Es hora de evolucionar” finaliza Dadoo, “El descanso vacacional muchas veces es minimizado en nuestro país, a pesar de que es fundamental para el bienestar. Pero hablando en términos puramente pragmáticos, en un mercado caracterizado por la escasez de talento, las vacaciones pueden ser un elemento clave para la retención y lealtad de tus colaboradores más calificados.” La directiva explica que las consecuencias de no tener un adecuado plan y control de vacaciones genera alta rotación, lo cual en sí impacta financieramente: el costo integral asociado al reemplazo de un trabajador de un cargo medio puede significar ¡hasta el 400%3 del salario mensual del puesto!