Tan básico como el gel antibacterial en las escuelas, en este regreso a clase es clave el tema de ciberseguridad tanto para que se puedan impartir clases como cuidar los datos sensibles e información de los estudiantes. 

Entendemos la preocupación que comparten los padres y maestros en el cuidado de los alumnos, en especial los más jóvenes, que pueden ser fácilmente engañados para dar clic en un enlace o una página que los puede poner en riesgo. Ahora más que nunca es necesario saber qué tan segura es la red que utilizamos- ya sea una red pública o privada-, qué tan vulnerables son los dispositivos o cuáles son las medidas de ciberseguridad implementadas, explicó la especialista de ciberseguridad de Watchguard, Jessica González

Al tener una coordinada política de ciberseguridad, familia y escuela colaboran para tener ventajas como: 

  • Sensibilizar sobre una cibercultura de seguridad: Somos testigos de cómo la tecnología está cambiando nuestro entorno y los trabajos en los que se desempeñarán las nuevas generaciones aún no han sido creados. Sensibilizar sobre qué es un Entorno Digital Confiable, distinguir que no todas las redes Wifi son seguras y las distintas formas de cuidar la información es una enseñanza básica para la vida on-line 
  • Fomentar la investigación dentro en un ambiente seguro: Se calcula que existen más de 1.83 mil millones de sitios activos en Internet y para las nuevas generaciones, la vida es on-line, lo que también representa riesgos a ciberataques. Una solución para fomentar la curiosidad en un ámbito seguro es considerar las soluciones de amplio espectro que permitan tanto bloquear ciberataques y proteger a nivel de dominio y filtrado de contenido, independientemente desde dónde se conecte el estudiante. 
  • Reducción del ciberbulling: Al separar las redes que contienen información confidencial de aquellas que están accesibles abiertamente para los estudiantes, aumenta la visibilidad de donde procede el tráfico de red, además de que refuerza la seguridad de los estudiantes al solicitarse una autenticación de los dispositivos que usan las redes.