Participar en el mercado financiero ya no es algo al alcance de una minoría privilegiada. La velocidad vertiginosa de los avances en tecnología ha permitido la democratización, para el común de los mortales, de la accesibilidad a la inversión financiera a través de, por ejemplo, aplicaciones para realizar trading online –salvando las obvias diferencias con la inversión tradicional en los parqués bursátiles-. En este sentido, a través de por ejemplo una app de Forex se puede especular en el mercado de intercambio de divisas, lo que ha facilitado la entrada al universo del trading al pequeño y mediano inversor. Vivimos el boom de las Fintech.

Además, los numerosos conflictos a nivel social, político y económico que se han sucedido a nivel mundial -en EEUU las protestas en diferentes estados por la muerte de personas de raza negra a manos de la policía o los conflictos entre los países miembros de la OPEP y Rusia hasta alcanzar acuerdos en cuanto a los recortes en la producción de petróleo, las elecciones presidenciales en EEUU o  el reciente asalto al Capitolio, el incremento del fondo de recuperación europeo…- son sucesos que, entre otros, provocan que la cotización EUR/USD sufra fluctuaciones diariamente, y que estos movimientos que se dan en espacios temporales muy breves, como horas o minutos, puedan ser aprovechados por traders profesionales para tratar de obtener rentabilidad a través del trading online de CFDs, donde se opera con la dirección de los precios al alza o a la baja, aunque asumiendo los altos riesgos de la operativa apalancada.

La importancia de la educación financiera

No olvidemos por tanto que el trading es un mundo complejo y no exento de riesgos, por lo que antes de lanzarse a la inversión es necesario tener conocimientos técnicos -aquí no sirven las corazonadas– y una formación suficiente, ya que determinadas herramientas como el apalancamiento podrían llegar a causar pérdidas rápidas y altas al trader.

Por otra parte, debido a la proliferación de plataformas y brókeres de un tiempo a esta parte puede resultar complicado decidirse por el bróker que más se adecúe a las necesidades del inversor, por lo que no está demás fijar y tener claros unos criterios que ayuden a tomar una buena decisión.

Uno de los requisitos más importantes a la hora de tomar la decisión es que se trate de un bróker convenientemente regulado, pues será garantía de que el dinero del trader esté seguro frente a estafas. Además, se buscarán reseñas de brókeres online de confianza que pueden resultar de gran utilidad para formarse una idea del servicio que prestan, la gestión de las cuentas y los beneficios de las inversiones.

Otro punto a favor es que cuente con recursos para ayudar en la formación de sus clientes. El material que ofrece a sus clientes en relación a la educación -cursos, videos, webinars, etc.- ayudará a su clientela a conocer mejor el mercado y profundizar en la educación financiera.

La posibilidad de operar con cuentas demo es otro de los puntos interesantes a tener en cuenta ya que operar con dinero ficticio es un buen sistema para aprender y comprender el funcionamiento del mercado trabajando con valores reales, aunque teniendo en cuenta que la psicología y las emociones no serán las mismas cuando se opere con dinero real o ficticio, algo que el trader debe tomar en cuenta.

Y, además de todo lo que la plataforma pueda ofrecer, es realmente interesante seguir diariamente a la prensa especializada y estudiar de cerca la evolución financiera diaria, pues todo ello unido hará que la base de las decisiones de inversión del trader se asienten en pilares más firmes.

La revolución de las Fintech en el mundo financiero

Hoy en día y cada vez más estamos asistiendo al nacimiento de numerosas empresas Fintech que ofrecen distintos servicios al usuario, desde pagos mediante dispositivos electrónicos, gestión de patrimonios, concesión de créditos o crowdfunding a través de plataformas digitales y un largo etcétera. La realidad es que el público que adopta las nuevas tecnologías aumenta constantemente en número, tanto por la sencillez y rapidez que la experiencia le reporta, como por la necesidad que ha provocado la situación de aislamiento de ponerse al día en cuanto a las posibilidades que la evolución tecnológica nos ofrece y, aunque muchos ya cuentan con poder volver a vivir la anterior normalidad ante una vacunación masiva, lo que no podemos dudar es que los avances digitales del 2020 han llegado para quedarse.