Cómo olvidar ese aroma a nuevo cuando compramos nuestro primer auto, o bien, el sabor de una sopa como la que hace mamá en casa cuando estamos en un restaurante…

Cuando llegamos a una casa, tienda, oficina o simplemente conocemos a una persona; la primera información que tenemos es la que perciben nuestros sentidos y es conocida como percepción.

Los primeros sentidos que reciben la información son la vista y el olfato; posteriormente  el oído, el tacto y el gusto. El cerebro decodifica la información percibida, ofrece un mensaje, y se convierte en una impresión que queda grabada; aunque no siempre puede ser la idónea.

La psicóloga española Silvia Álvala en su estudio “Los olores  y las emociones” ha demostrado que los seres humanos recuerdan  hasta el 35% de lo que hueles y sólo 5% de lo que ves. En cuanto al sentido del oído solo el 2% , el gusto 15%  y el tacto un 1%.

Nuestros sentidos, además de obtener y entender una nueva experiencia, nos ayudan a rememorar una situación agradable o no, dependiendo de lo que se haya alojado en la memoria. Es por ello que la mercadotecnia ha demostrado su interés en este aspecto y actualmente recibe el nombre de Marketing Sensorial.

El Marketing Sensorial es aquel que busca estimular al consumidor a través de los sentidos, de modo que viva una experiencia, una emoción antes de racionalizar su compra. Y fomentar la lealtad y el posicionamiento de un producto, servicio o marca.

Lo interesante es que no funciona como una campaña publicitaria sino que su objetivo principal es ofrecer experiencias  y alojarse en la memoria del consumidor.

Para llevarlo a cabo es necesario conocer el producto o servicio, el público al cual se dirige, sus puntos de distribución y venta. Siendo este último su lugar operaciones.

Las ventajas  del marketing sensorial son:

  • Construir la identidad de una marca
  • Añadir valor percibido  a los productos o servicios
  • Aumentar el tiempo de estancia en el punto de venta
  • Mejorar la experiencia de compra
  • Reforzar el posicionamiento y recuerdo de una marca

En la actualidad, no es casualidad que en algunas tiendas identifiquemos primero su aroma, tipo de música y los colores; todo ha sido planeado para vivir una experiencia emocional  y querer regresar a ese lugar.

En México existen algunas empresas dedicadas a ofrecer este servicio: Sensori K, Pentasensorial y Basha. Quienes dependiendo del producto o servicio, realizan una investigación profunda para generar la estrategia más idónea a los clientes que requieren de sus servicios.

Así que la próxima vez que asistas a realizar una compra vive la experiencia del aroma, la música o sonidos,  las texturas, los sabores, los colores e imágenes que te ofrece esa tienda, restaurante u hospital.

AUTOR

M. Brenda García Ramírez
Profesora universitaria  en la licenciatura de ciencias de la comunicación, imparto clases de teorías de la comunicación, metodología de la investigación,géneros periodísticos, sociología y psicología de la comunicación.
Así mismo Maestra en Administración de Negocios e imparto clases sobre relaciones públicas y los medios de comunicación en la organización.