Snapchat la aplicación móvil dedicada al envío de archivos, famosa por lo efímero de sus publicaciones, que actualmente se encuentra entre las apps más destacada, está enfrentando una fuerte competencia contra Instagram -propiedad de Facebook-, que recientemente lanzó una sección similar a la de Snap.

Esta es la nueva forma en que Facebook quiere hacerle frente al imparable crecimiento que está teniendo Snapchat, pues según informes, anteriormente 3,000 millones de dólares no fueron suficientes para que los fundadores Bobby Murphy y Even Spiegel accedieran a vender la plataforma a Mark Zuckerberg.

Ante la negativa, Facebook decidió luchar lanzando una función similar llamada “Instagram Stories”, que funciona de forma similar a Snapchat, con la que busca atraer a sus seguidores para publicar y compartir imágenes de alta o baja calidad, y que en un breve período de tiempo desaparecerá.

Pero la interrogante sería, ¿por qué Murphy y Spiegel no aceptaron la tentadora oferta?, el motivo principal por el que no aceptaron la oferta, es que los fundadores de Snapchat detectaron cierta debilidad en la oportunidad que les brindaban. “Existe muy poca gente en el mundo que pueda construir un negocio como este. Creo que la negociación con beneficios a corto plazo no es muy interesante”, señalaron los directivos años atrás.

Según relatos, para el primer encentro entre los directivos de ambas compañías, Zuckerberg intentó intimidar a los dirigentes de Snapchat, y tiempo después en una segunda reunión Murphy y Spiegel, sintiéndose en una posición de ventaja, se negaron a vender la aplicación.

Aunque en mayo de este año, el valor estimado de Snapchat se encontraba alrededor de los 20,000 millones de dólares, y a pesar de las burlas en redes sociales, la nueva función de Instagram puede resultar extremadamente atractiva para sus 300 millones de usuarios. Pues de esta manera está ofreciendo todas las funciones en una sola plataforma.