Cuando de beber y manejar se trata hay muchas cosas que sabemos de antemano: no se llevan y no se llevarán jamás, un gran porcentaje de la gente que bebe lo sigue haciendo cuando conduce, se recurre a una gran cantidad de métodos publicitarios para intentar erradicarlo. Pero, sobre todo, casi ninguno logra el impacto porque “algo” le falta.

La agencia Leo Burnett, en su rama inglesa, parece que excedió los límites de lo impactante al sacar esta gran publicidad denominada #PubLooShocker para prevenir el manejo en estado de ebriedad. La campaña fue hecha para THINK!, creada por el Departamento de Transporte de Reino Unido, para fomentar la seguridad en las carreteras.

Basta con ver el video para darse cuenta de lo horrorizante que fue. Situación que, incluso, puede verse como riesgosa tomando en cuenta la no especificación de los antecedentes cardiacos de los involucrados Aunque, también podría caber la posibilidad de ser actuado.

Sea como sea, el video se sale de lo convencional. Muy pocas veces, por no decir que es la primera vez, se saca una campaña de tanto impacto con respecto al tema.